sábado, 15 de noviembre de 2008

Olimpiadas matemáticas nacionales en Córdoba (Argentina)


Se están realizando en Huerta Grande, Córdoba, las Olimpíadas Matemáticas Nacionales, organizadas por OMA (Olimpíadas Matemáticas Argentinas). Vale destacar que en la página web, el sitio http://www.oma.org.ar/ muestra toda la información al respecto, con la lista de alumnos de todo el país que participan.
Entre los intervenientes se encuentra Gonzalo Hernán Gómez Toba, del Colegio Fátima, de Quilmes, quien señaló sus expectativas ante el importante acontecimiento que le toca vivir. Gonzalo, de 17 años, logró el pasaporte luego de superar las pruebas zonales, que se realizaron en el Colegio Alemán de Quilmes, y provinciales, desarrolladas en Mar del Plata.Ahora se está disputando la instancia nacional en Córdoba. En este segundo nivel (segundo año) además participan Guido Capello, del Colegio Manuel Belgrano, Micaela Castiglioni, también del Belgrano, Betina Mamani, de la Escuela de Educación Técnica Nr. 7, Mara Nair Alvarez, del Almafuerte de Bernal, Juliana González, del Almafuerte, Erico Otero Chio, del Colegio Inernacional del Sur, de Hudson. Por su parte, Andrés Calcabrini, del Holmberg, lo hace por el tercer nivel (tercer año). En el primer nivel están Ignacio Martìn Angel, del Instituto Manuel Belgrano y Nicolás Moglia, del Payró, de Berazategui. Gómez Toba destacó el orgullo que significa representar al Colegio Fátima en la instancia nacional y mencionó que la competencia nacional abarca dos pruebas. Cada prueba son diez problemas que deberá resolverse en tres horas, y sobre la base de lo realizado será la puntuación para determinar los resultados de la instancia nacional. Lógicamente, no será fácil lo que le espera tanto a él como a los demás participantes, pero se mostró confiado, destacando que desde chico mostró una pasión especial por las matemáticas, lo que se vio incentivado en el colegio con la profesora Gimena Bernardo. Para prepararse para las distintas instacias del certamen, zonal, provincial y nacional, debió desarrollar un entrenamiento especial porque el nivel de exigencia del certamen es superior al programa que se desarrolla en el colegio. De todas maneras, subrayó que esa pasión que tiene por las matemáticas lo llevaron a acometer la empresa con mucho entusiasmo, confiando en su capacidad para resolver los problemas que se le presenten. Gonzalo, como tantos chcios argentinos, demuestra que hay una juventud que no se rinde y que sueña con un país mejor, para lo cual aporta su granito de arena, en el marco de aquel viejo precepto que se resume en juventud, divino tesoro.

No hay comentarios: