viernes, 3 de abril de 2009

Descubren la capacidad innata de los pollos para realizar cálculos matemáticos


Las matemáticas ya no pueden considerarse una capacidad exclusiva de la especie humana. En los últimos años, se ha comprobado que algunas especies de primates son capaces de realizar operaciones aritméticas sencillas. Ahora, un equipo de científicos de las universidades italianas de Trento y Padua ha conseguido demostrar que los pollitos tienen una habilidad innata para sumar y restar.

Rosa Rugani, una de las responsables del estudio publicado en la revista científica 'Proceedings of the Royal Society B', asegura que estos animales realizaron operaciones de aritmética básica para averiguar ante dos pantallas cuál era la que ocultaba el mayor número de objetos conocidos.

Al parecer, los pollos intentan estar cerca de los elementos con los que se han criado, de la misma manera que están al lado de su madre y la siguen nada más salir del huevo. Ese instante de reconocimiento se reconoce como "impronta". Les deja huella. Así, los investigadores compraron polluelos de apenas unas horas y durante dos días les tuvieron en jaulas con varias cápsulas amarillas de huevos Kinder.

Después, al situarles en una caja con arena en la que había dos pantallas ligeramente enfrentadas y que ocultaban dichas bolas amarillas, los pollitos miraban a ambos lados de la pantalla, y se quedaban donde había un mayor número de bolas.

Poco después se hizo otra prueba. Se cambiaron las cápsulas de sitio mientras los polluelos estaban mirando. Al dejarles caminar por la arena fueron directamente hacia la pantalla donde habían observado que se escondieron un mayor número de bolas, demostrando así que durante el cambio no sólo habían recordado el número que antes habían visto, sino que además habían sido capaces de sumar las nuevas bolas recientemente añadidas.

Paco Linares, un experto granadino en psicología canina que también ha trabajado con pollitos, afirma que estos aprenden rápido, y más si se refuerza su conducta por condicionamiento (premiando con alimento). Sin embargo, este caso es diferente, pues aquí se ha comprobado que la habilidad para sumar y restar es innata en estas aves.Veremos que nos pueden aportar en un futuro los pollitos a la matemática, quizas algún teorema nuevo.

No hay comentarios: