sábado, 24 de octubre de 2009

El genio de los números español, Alberto Coto, busca que los niños iberoamericanos amen las matemáticas



El español Alberto Coto, un genio de las matemáticas con varios récords y títulos mundiales de cálculo en su haber, ha manifestado que su vocación es transmitir a través de su vertiginosa "gimnasia mental" el amor a las matemáticas en Iberoamérica, una región con un pobre desempeño en la materia.
El prodigio de los guarismos, que se encuentra en la capital mexicana para atender varios compromisos profesionales y dar conferencias en centros académicos, declaró a Efe que considera posible "motivar" a los niños iberoamericanos para que quieran a los números.
De mirada esquiva, Coto, de 38 años, es doble campeón olímpico y campeón del mundo en suma, triple campeón mundial en multiplicación, campeón olímpico de raíz cuadrada, y posee dos récord Guinness, todos por realizar complejas operaciones matemáticas en el menor tiempo posible. Este español, nacido en la localidad asturiana de Lada de Langreo, se dedica a dar conferencias y a ofrecer demostraciones de sus destrezas matemáticas en universidades, colegios y empresas, en las que revela muchos de sus secretos.
"Nunca a un alemán se le ocurriría ante un ´7 + 4´ excusarse diciendo ´soy un hombre de letras´, como puede suceder en España o un país Latinoamericano". "Es una cuestión plenamente cultural y se reproduce de generación en generación: la fobia, el miedo, el temor a la matemática", opina este asturiano.
Realizar cálculos matemáticos es "una gimnasia mental" útil "para potenciar nuestras conexiones neuronales y tener una mente mucho más rápida y ágil", sostuvo el calculista español.
Coto intentará el próximo 11 de noviembre en Ciudad de México batir su récord Guinness de multiplicación de dos números de ocho dígitos en 56 segundos, marca que confiesa con una sonrisa haber bajado "bastantes veces" en su tiempo libre hasta los 35 segundos.
Dos días después, supervisará un campeonato de cálculo matemático en el que participarán alrededor de 600 estudiantes en la Universidad Instituto Tecnológico de Monterrey (ITESM), los cuales deberán superar las pruebas diseñadas por el mismo Coto.
Autor de los libros "La aventura del cálculo" (2003), el best-seller "Entrenamiento mental" (2006) y "Fortalece tu mente" (2007), el matemático aseguró que el cálculo mental sirve también para otro tipo de ámbitos menos académicos.
"Soy jugador de póquer, en texas hold´em (una variedad de la disciplina) continuamente estoy calculando, haciendo cálculos estimativos. ¿Tienes ventaja?. Mucha", indicó Coto, quién sin embargo reconoce tener dificultades para jugar en algunos casinos de su natal España, en los que conocen su reputación.
Sin embargo, Coto, quien a los cinco años descubrió su capacidad innata al sumar los puntos en los juegos de baraja española de sus padres, defiende la importancia de que las personas desarrollen otras "inteligencias" diferentes a la lógico-numérica, como la emocional, lingüística-verbal, espacial y físico-sinestésica.
Totalmente autodidacta y con registros envidiables en varias maratones, Coto explicó que muchos de los llamados "calculistas" son personas introvertidas con dificultad de relacionarse, hasta el punto de que no es raro que algunos padezcan autismo o síndrome de Asperger. En los campeonatos mundiales de cálculo matemático, Coto se ha medido a personajes que tienen memorizadas las tablas de multiplicar hasta el número mil, los días del año en varios siglos, y hasta 42000 decimales de la constante Pi, por lo que reconoce la necesidad de "desarrollar otro tipo de habilidades" y "completarse un poquito como persona".
La memoria "no es mi caso, yo lo que hago es lógica y cálculos rápidos. Puedo ejecutar seis operaciones por segundo, pero solo con cálculo, con un fortalecimiento de la conexión neuronal", aseguró.

No hay comentarios: