domingo, 18 de abril de 2010

En Avilés (Asturias-España), ... con un portátil en la mochila

 
Los 42 alumnos y alumnas de quinto curso de Primaria del Colegio de Versalles ya saben lo que es hacer ejercicios de Matemáticas, estudiar Conocimiento del Medio o Lengua con un portátil como herramienta. Ellos han sido los primeros escolares de Avilés en conocer el programa 'Escuela 2.0' con el que las administraciones pretenden introducir nuevas tecnologías en las aulas.
En realidad, el cambio no supone mayor complicación para los chavales. Manejar ordenadores no es algo ajeno a ellos, pero utilizarlos para trabajar en clase como si de una libreta o una biblioteca se tratara, es otra cosa.
«Somos uno de los diez colegios seleccionados en Asturias como centros piloto del programa 'Escuela 2.0'», explica el responsable de Nuevas Tecnologías del centro, Vicente Torres. «Hemos empezado este año y se trata de ir puliendo aquellas cuestiones que resultan más problemáticas para que, a partir del próximo año, el uso de los ordenadores se vaya extendiendo al resto de colegios», explica.
 
 
El proceso se presume algo más largo de lo esperado en un principio. El programa contempla, en primer lugar, instalar un armario especial en el que los escolares guardarán cada día su ordenador, y en el que se cargarán las baterías. Además, en cada aula habrá que instalar la llamada 'pizarra electrónica', que consiste en una pantalla de gran tamaño en la que se muestra el escritorio del ordenador del profesor, con la ventaja de que aquellas cuestiones que en un ordenador se activan mediante el puntero del ratón, en la pizarra electrónica se utilizan las manos. Ni tizas ni punteros de ningún tipo.
La profesora María del Mar Menéndez Suárez explica que, por ahora, la actividad desarrollada por los alumnos del Colegio Público de Versalles tiene como fin principal el que todos, niños y maestros, se vayan familiarizando con el uso de las nuevas herramientas. «Ya hay algún contenido específico y ejercicios para hacer en clase. La editorial SM ya ha editado algún libro de texto electrónico», cuenta Menéndez acerca de un proceso al que todavía le falta algún que otro año de espera.
Por ahora, los niños ya comienzan a acostumbrarse a manejar en clase como un material más los ordenadores que le acompañarán durante los próximos cuatro años. «Esa es la vida útil que les dan en el programa 'Escuela 2.0'», explica Torres. En ese periodo, cada niño tendrá asignado su portátil, por lo que, incluso si cambia de centro dentro de la comunidad autónoma, se llevará el ordenador con él.
A los ordenadores y la 'pizarra electrónica' se suma un tercer elemento: la llamada 'mochila digital'. «La llamamos así, pero en realidad es un lápiz de memoria con una serie de programas y herramientas básicas que sí podrán llevarse a casa y utilizar en el ordenador de clase o en el de casa», comenta Torres.
 
 
En esos lápices, cada alumno lleva instalada la suite ofimática 'Open Office', navegador, reproductor multimedia, gestor de correo... todas herramientas de software libre que, según Torres, cuenta con numerosas ventajas para su aplicación en la enseñanza con respecto al llamado software 'privativo'. «Los ordenadores vienen con un arranque 'dual', de modo que se puede elegir que funcionen con Windows o con Ubuntu, que es una versión de GNU/Linux», explica el profesor acerca de los miniportátiles Toshiba con pantalla de 10 pulgadas y conexión wifi.
Durante la clase, Torres recuerda a los alumnos y alumnas la posibilidad de utilizar ambas alternativas. «Con la información que obtengáis, tenéis que elaborar una presentación con 'PowerPoint' o con 'Impress'», afirma acerca de la posibilidad que tendrá cada alumno para optar por el conocido programa de Microsoft o por la opción 'libre'. «Utilizamos Windows y otros programas para los que la Consejería tiene licencia, pero para lo demás recurrimos al software libre. Además, con Linux podemos aprovechar mejor los recursos. Los ordenadores que tienen más años los tenemos funcionando con Ubuntu, mientras que con Windows sería imposible», añade Torres.
Mientras, en clase los escolares revisan el correo electrónico que les envió el profesor con las instrucciones de una nueva actividad: tienen que servirse de internet para elaborar un trabajo con toda la información posible sobre el día de su nacimiento. «Al que no le haya llegado el correo, que me avise», apunta Torres desde la pizarra electrónica.
En cualquier caso, tareas como esas son sólo un acercamiento. «Estamos familiarizándonos con las novedades... el trabajo en serio vendrá a partir del año que viene», añade, cuando todas las novedades se extiendan al resto de colegios.

1 comentario:

Anónimo dijo...

He escuchado de una empresa de reparación de portátiles Mac, que ademas reparan portatiles a nivel de componentes , cortos circuitos , graficas,etc .Te solucionaran cualquier problema para comunicarte con ellos www.reparacion-mac.com o llama al 902 366 252 tengo entendido que solo trabajan para españa .