viernes, 28 de enero de 2011

‘Imaginary. Una mirada matemática’

En ocasiones, la similitud entre dos objetos, nos impide explicar con precisión de qué hablamos exactamente. Las palabras pueden no ser suficientes y, por eso, nos acompañamos de las manos que dibujan formas en el aire para ayudarnos a ser más concretos. A veces, sin embargo, ni por esas conseguimos hacernos entender.
Los matemáticos, conscientes de esas limitaciones, supieron solventarlo a su modo. Con la fórmula x2 + z2= y3(1-y)3 bautizaron al limón; a x2= y2z2 + z3 se la conoce por el colibrí; para el corazón, quizá por lo suma importancia de tal órgano, se reserva una ecuación más compleja aunque igual de efectiva. Cada una de sus variables lleva a un destino concreto por lo que no hay posibilidad de equívoco. A cada fórmula le corresponde un único objeto.
Es una de las múltiples maneras con la que ‘Imaginary. Una mirada matemática’ trata de demostrar la presencia de esta disciplina en nuestra vida cotidiana. La sala de exposiciones del Patio de Escuelas de la Universidad de Salamanca alberga desde hoy esta muestra itinerante que, tras comenzar en Salamanca, girará por toda España para conmemorar el centenario de la Real Sociedad Matemática Española (RSME). Valladolid será su otro destino en Castilla y León a partir del 25 de febrero. En la ciudad del Tormes permanecerá hasta el día 17 y permanecerá abierta todos los días de 10 a 14 horas y de 17 a 20 (de lunes a viernes).
A medida que el visitante se acerca al lugar de la exposición, se topa con el cartel anunciador en el que destaca un enorme limón. Una vez en el interior de la sala descubre que se trata únicamente de su modelo matemático. Junto a él, manzanas virtuales, representaciones animales o de actos físicos e incluso cruasanes se convierten en obras de arte que, además, tienen su extensión palpable gracias a la impresión de algunos de los diseños con impresoras 3D.
Todo está orientado a la divulgación “para que las matemáticas sean parte del debate cotidiano de la sociedad”, precisa el presidente de la RSME, Antonio Campillo. Así, los legos descubrirán que no es casual que cada ecuación de las que se muestran cuente siempre con las variables x, y, z dado que son las encargadas de representar la tridimensionalidad. Del mismo modo, el público sabrá por fin que todas aquellas superficies que no son planas reciben el sobrenombre de ‘puntos singulares’.
Lo más curioso es que son muchas las disciplinas que nos rodean centradas, precisamente, en esas imperfecciones. La ciencia que permite distinguir la huella dactilar de cada persona parte de ese origen, así como las investigaciones sobre los agujeros negros o el Big Bang, que no son otra cosa que singularidades de las ecuaciones de los modelos cosmológicos. Todo a nuestro alrededor es singular. Todo, por tanto, es pura matemática.


‘Imaginary. Una mirada matemática’ trata de desmontar el tópico que asegura que la disciplina es complicada. Posee, además, una vertiente investigadora y un espacio meramente creativo reflejado en varias herramientas informáticas interactivas en las que el visitante podrá convertirse en arquitecto de figuras aparentemente imposibles que surgirán cambiando, al gusto, alguno o todos los parámetros de la ecuación de un objeto determinado.
Una moderna pizarra digital convierte un par de garabatos en un bucle de formas combinadas que, casi como por arte de magia, terminan convertidas en algo muy parecido a un colorido artesonado mudéjar. Las posibilidades son interminables, tantas como los gustos de quienes visiten la muestra.
Lo mismo sucede con ‘Surfer’, un programa convertido en pieza central de la exposición gracias al que sobre una gran pantalla se pueden crear superficies algebraicas de una manera “sencilla e intuitiva”. El visitante tiene la oportunidad de cambiar una fórmula predefinida y observar en tiempo real las nuevas y asombrosas figuras que esos cambios generan. La imagen creada una vez conocido el resultado de la nueva formulación se puede girar en el espacio o colorear hasta dejarla a nuestro gusto.
Con ‘Cinderella’, basta con desplazar con el dedo el punto medio de una recta para convertirse en creador de construcciones geométricas de diferentes tipos. Una vez logrado, esta herramienta permite realizar simulaciones virtuales de física utilizando masas, cargas eléctricas, campos… La interactividad del sistema permite que cualquier experimento realizado se dibuje fácilmente con el ratón y cobre vida con un solo clic.
Los organizadores de la muestra confían en que, además de sorprender a los adultos, a los que invitan a reflexionar gracias a la geometría, ‘Imaginary. Una mirada matemática’ también sirva para hacer más divertidas las matemáticas a los niños, quienes siguen considerándolas uno de los mayores ‘huesos’ de su formación académica. El objetivo es que, poco a poco, esa mala e injustificada fama vaya cambiando.

No hay comentarios: