lunes, 5 de julio de 2010

Carlos Vasco dice que con lúdica se puede incentivar el aprendizaje de las matemáticas


¿Cuánto miden los catetos de un triángulo isósceles si la hipotenusa mide 8 centímetros? Si usted no sabe, quizás un estudiante de secundaria tampoco le pueda ayudar.
Según los resultados que arrojaron las Pruebas Saber en Barranquilla (Colombia) los estudiantes de quinto y noveno grado obtuvieron bajos puntajes en matemáticas, reflejando gran debilidad en esta área.
Carlos Vasco, matemático, físico, filósofo, e investigador en ciencias de la educación manifestó que desde tercero de primaria los estudiantes deben tener claros los conocimientos para poder fortalecer sus habilidades. Sin esas bases primarias pasarían a la secundaria y posteriormente a la universidad sin que hayan adquirido las competencias matemáticas.
Vasco, quien recientemente instaló el programa de ‘Mejoramiento de la Enseñanza y el Aprendizaje de las Matemáticas’, en la Universidad del Norte, en convenio con la Fundación Andi y la Secretaría de Educación, dijo que de una manera lúdica se puede incentivar el interés de los niños por las matemáticas.
Hay una serie de entretenimientos que los niños tienen por fuera de la clase, como por ejemplo, mirar las placas de los carros y ver cuáles coinciden, que muestran que el cerebro está programado para que sea una diversión, un desafío, un reto, pero tal vez como nosotros las presentamos ellos abandonan esa dimensión lúdica del reto y lo toman como una tarea difícil que requiere mucha atención”, expresó.
Aseguró que aún no se ha encontrado la manera de que la mayoría de los niños y niñas recupere esa relación positiva con las matemáticas y lo único que hay es que ellos vean que al maestro también les gusta, y hace acertijos y problemas y se divierte con lo que está haciendo. “No hay ninguna receta didáctica que se diga produzca motivación”, aseveró.
La Secretaría de Educación, la Universidad del Norte y la Fundación Andi aunaron esfuerzos para el mejoramiento de la calidad de la educación, especialmente en el área de Matemáticas, en lo que tiene que ver con los fraccionarios, cualificando a los docentes.
Lucía Ruiz, secretaria de Educación Distrital, dijo que con el programa de Mejoramiento de la enseñanza y el aprendizaje de las matemáticas, que tendrá una duración de seis meses, se beneficiarán los docentes de 25 instituciones educativas de la ciudad.
Alberto Vives, director de la Fundación Andi, señaló que siempre han estado interesados en aportarle a la calidad de la educación en Barranquilla y el año pasado solicitaron a la Universidad del Norte un análisis sobre la educación básica primaria que arrojó como resultado las deficiencias en el área de matemáticas, por lo que la junta directiva de la Andi decidió canalizar recursos para apoyar un proyecto de mejoramiento de la calidad de la educación en matemáticas, con el convencimiento de que también se tiene que hacer en todo el Departamento del Atlántico.
Joachim Hahn, Decano de la división de Ciencias Básicas de la Universidad del Norte, señaló que éste es un proyecto de investigación e intervención con matemáticos y pedagogos con los que van a trabajar específicamente el tema de los fraccionarios en quinto de primaria, que es un momento crítico en la formación matemática de los estudiantes.
Los profesores y nosotros vamos a estudiar cómo se está enseñando el tema de fraccionarios, lo vamos a ir mejorando en el transcurso del año y desarrollando metodologías para enseñar matemáticas”, explicó.
Y agregó que “generalmente los profesores que enseñan estos conceptos en primaria no son licenciados en matemáticas y tienen débil la concepción del tema, por eso queremos fortalecerlos”.

1 comentario:

luz marina dijo...

estoy trabajando en un proyecto con niños de tercero y sus aportes fueron muy valiosos para el dewsarrollo de mi trabajo.. muchas gracias