martes, 24 de agosto de 2010

Un plan piloto aumenta el día lectivo en las escuelas públicas de Chicago

 
Las Escuelas Públicas de Chicago (CPS) anunciaron hoy un plan piloto que extenderá 90 minutos el día lectivo en 15 escuelas primarias para reforzar la lectura y matemáticas.
El programa denominado Oportunidades Educativas Adicionales, y que comenzará a aplicarse el 1 de noviembre, será "un cambio apasionante diseñado para incrementar los logros de los estudiantes y prepararlos mejor para la vida en un mundo que cambia rápidamente", dice una carta de CPS a los padres.
Serán cursos "en línea" supervisados por personal no docente aportado por organizaciones comunitarias y si los resultados son exitosos se extenderán a todo el distrito en el futuro. Los 90 minutos se agregarán al final del día escolar con un receso breve.
Las primeras cinco escuelas comenzarán en noviembre y las restantes en enero de 2011, con un total de 5500 alumnos  y alumnas de primaria, explicó el director ejecutivo de CPS, Ron Huberman. Entre los beneficios del programa se destaca un mayor apoyo académico, más tiempo de aprendizaje para equipararlo con otros distritos escolares del país, acceso adicional a computadoras y tecnología y un ambiente seguro para involucrarse en actividades constructivas.
La mayor parte del coste, estimado en unos 10 millones de dólares, será financiada con recursos del programa federal de estímulo. CPS ya dispone de una serie de programas en línea, entre los que destaca la recuperación de créditos en secundaria y los cursos de verano para avanzar en asignaturas básicas.
La nueva iniciativa integra un plan piloto iniciado en Chicago el año pasado con clases de matemáticas opcionales en línea a 4000 alumnos y alumnas de algunas escuelas primarias. Ante el drástico incremento de las calificaciones como resultado de estas clases, ahora se establecerá el programa piloto de participación obligatoria. Solamente se podrá faltar por problemas médicos, familiares o religiosos, pero los padres de los estudiantes tendrán que justificarlo y solicitar una dispensa por escrito.
Huberman dijo que el día escolar en Chicago, que es uno de los más cortos de los Estados Unidos, tendrá en el futuro 255 horas más al año de clases en las escuelas piloto.
Comparado con el día lectivo de las escuelas públicas de Houston, Huberman dijo que los niños que asisten a escuelas públicas de Chicago, tienen "varios años menos de escolaridad", al igual que "menos acceso a la tecnología que sus pares de los suburbios más ricos". "Tenemos que hacer algo para reducir esa brecha", agregó.

No hay comentarios: